APRENDEMOS TRADING GRACIAS A NUESTROS FRACASOS.

Nos ocurre a todos que, cuando vemos a alguien que ha tenido éxito en el ámbito que sea, lo admiramos y hasta incluso lo envidiamos (una envidia sana), nos gustaría llegar a donde él/ella ha llegado…
¿Siempre ha sido un ganador?
Un trader consistente, se ha hecho y se ha construido a si mismo. Uno no consigue el éxito en algo sin haber pasado por muchas derrotas.
Ojeando alguna revista, leo casos de emprendedores que han triunfado en un negocio, pero ¿sabemos en cuántos negocios ha fracasado anteriormente para llegar allí?
Michael Jordan dijo un día: «He fallado una y otra vez en mi vida, por eso he conseguido el éxito».
Y ahí está la clave: INSISTIR

Ese gran porcentaje de personas que fracasan en los negocios y en el trading en particular, es debido a que tiran la toalla demasiado pronto.
Aclaremos que no el 100% de las personas pueden llegar a ser traders, ni pueden emprender un negocio, eso es obvio, pero sí que hay cierto porcentaje y bastante elevado, que no se dan el tiempo suficiente.
La mente del ser humano no está preparada (de serie), para perder. Perder es fracasar y si hay fracaso es el final. ¿Por qué? ¿De verdad fracasar es perder o es avanzar?
El ego y el orgullo, aquí aparecen magnificados. Tenemos tanta rabia de que no lo consigamos, que nuestra mente se pone en modo defensivo. Atacamos al trading como si él tuviera la culpa, le damos tal vuelta a la realidad y acabamos pensando y diciéndonos a nosotros mismos y a los demás, cualquier excusa que nuestra mente se invente, para justificar el abandono. Pero no porque hayamos fracasado, eso jamás.
Nos hemos formado y empezamos a operar, tal vez de forma precipitada y sin tener en cuenta absolutamente nada de money management…Abrimos una pequeña cuenta (con suerte), pasa algo de tiempo y…¡fundida! Es el fin, se acabó, sin dinero no hay continuación. Pero, ¿y si probamos un tiempo en simulado? ¿y si nos informamos bien y creamos un buen Trading Plan que tenga en cuenta aspectos que ni sabía que existían? ¿y si dedico un tiempo más a aprender, leer, estudiar gráficos, practicar y mientras, voy ahorrando?
¿Y si no me hundo, me vuelvo a levantar y planto cara de nuevo? (con ciertos cambios, por supuesto).
Fracasamos porque nos atascamos en el trading. No avanzamos. Tenemos conocimientos, sí, pero cuando los ponemos en práctica, los resultados no salen, estamos en la famosa «fase del desierto», un paso para adelante, otro para atrás. Y con cada paso atrás, otra frustración más y nos vamos desmoralizando día tras día, hasta que al final incluso te duele ver tu mesa de despacho (creedme, eso me ha pasado a mi) y…tiras la toalla.
¿Cuántos tiros a canasta tuvo que realizar, entreno tras entreno, día tras día y año tras año, para que Michael Jordan fuera considerado como el mejor jugador de baloncesto de todos los tiempos?
Las cosas no se consiguen fácilmente y cuánta más alta sea tu aspiración, más difícil de conseguir.
Pero si el trading es tu pasión de verdad, no abandones.
Yo he hecho muchos cursos, me he fundido más de una cuenta, no sé cuántos libros me he leído ni cuántos webinars he visto…
Soy incapaz de recordar las veces que he llorado, que me he hundido y me he desesperado…
Las veces que he cambiado de sistema de trading, por no tener la paciencia suficiente de darle tiempo a que me demostrara su validez,…
Las estrategias que he tenido que aplicarme: grabarme en vídeo, música y meditación antes de operar, canciones motivadoras…e incluso estuve unos días, que, operando en mi casa, me vestía como si fuera a trabajar fuera de ella, solo para que mi mente validara que esto era un trabajo serio y que así me lo debía tomar…¡locuras!
Si nos quedamos sin dinero, paciencia, seguir aprendiendo, practicando y vayamos ahorrando,…
Si nos faltan conocimientos, ¡a formarse toca!
Si estamos atascados, paremos, busquemos soluciones, reflexionemos dónde está el error (que, evidentemente, estará en nosotros mismos) o pidamos ayuda,… ¡pero actuemos!
Es de los fracasos, de donde obtendremos el éxito. Si no fallamos, no sabremos cómo ganar, si no cometemos errores, no sabremos cómo evitarlos en un futuro, si no hay error, no hay aprendizaje. Cada paso que damos, aunque nos parezca que sea un paso atrás, nos acercan un poco más al éxito.
Si esto es nuestra vida (en el ámbito laboral), para adelante hasta el final, nos cueste dos años o diez. Si nos caemos, nos hemos de levantar, una y otra vez. No dejemos que el orgullo, la frustración o el cansancio psíquico, nos venzan.
Si esto es nuestra vida, ¡a por ello!

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

De acuerdo con lo establecido por la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, doy mi consentimiento a que estos datos sean incluidos en el tratamiento de dato Usuarios y/o suscriptores web del que es titular Judith Julià Garcia, que puedan ser utilizados con las finalidades de Aportar conomientos a través de un blog y no podrán ser cedidos.

Declare así mismo estar informado sobre los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición que podré ejercitar.

 

Translate »